La leucina es uno de los aminoácidos esenciales que forma parte del grupo de BCAA (aminoácidos de cadena ramificada) y representa uno de los tres componentes, y probablemente el más importante. Conoce cómo funciona la leucina para el culturismo.

De hecho, la leucina no sólo es útil para construir las fibras musculares, sino que también tiene un papel importante en el anabolismo. Es decir, se puede aumentar la capacidad del cuerpo para construir el músculo.

Puedes encontrar este aminoácido en diversos alimentos tales como la carne o productos lácteos, pero con el fin de obtener una cantidad ideal, se recomienda usarlo en forma de polvo el cual se vende como suplemento dietético.

¿Por qué utilizar leucina?

La leucina es probablemente uno de los suplementos más útil en un contexto deportivo, sobre todo durante las sesiones de entrenamiento con pesas. A diferencia de otros suplementos, la leucina está científicamente probada y contribuye claramente al rendimiento deportivo.

Por un lado la leucina es un aminoácido esencial, por lo tanto, se debe incorporar en la fuente de alimentación principal. Este aminoácido puede ser utilizado para proporcionar energía a los músculos, lo que contribuye a conservar el rendimiento del atleta durante su entrenamiento. Esto es muy útil para no fallar durante una sesión, especialmente cuando hay falta de hidratos de carbono, por ejemplo en una fase seca.

Con esta misma acción, la leucina ayuda a proteger las fibras musculares de la degradación ya que el cuerpo utiliza principalmente, leucina en la sangre en lugar de los aminoácidos a partir de la degradación de los músculos del cuerpo. Por lo tanto, es de gran interés durante los entrenamientos y durante las dietas bajas en calorías.

Además, como la leucina aumenta el anabolismo es aún más apropiada para mejorar la capacidad de construir el músculo y para recuperarse después del ejercicio intenso. Por lo tanto, una ingesta suficiente de leucina sirve para sintetizar mejor las proteínas y facilitar la construcción de las fibras musculares.

El uso de leucina

En función de las propiedades anabolizantes y anti catabólica ya mencionadas, se recomienda el consumo de este aminoácido, antes, durante y después del entrenamiento para mejorar el anabolismo y para proporcionar energía a los músculos durante la sesión.

Después del entrenamiento, la leucina puede ser utilizada sólo en un agitador que contiene suero de leche para mejorar la respuesta anabólica que causará, mediante la combinación con otros aminoácidos.

Pero antes y durante la sesión, es mejor utilizar un suplemento de aminoácidos de cadena ramificada que ya contiene leucina, isoleucina y valina. Se ha demostrado que estos dos aminoácidos apoyan el efecto de la leucina y por lo tanto, causan un efecto más potente que la leucina por si sola.

Del mismo modo, la leucina puede ser utilizada fuera de los entrenamientos para limitar el desgaste muscular, pero es más eficaz consumir BCAA en lugar de solamente leucina. La sinergia de aminoácidos protege los músculos durante períodos en los que podrían deteriorarse. Este es el caso cuando la dieta es reducida en calorías para perder grasa.

¿Cuál es la dosis de leucina?

Antes del entrenamiento se recomienda consumir 10 g, luego 10 g más diluida en el agua que se consume durante la sesión y otra dosis de 10 g después del entrenamiento.

Dejar una comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here